domingo, 20 de mayo de 2012

PASEANDO CON La Busca


El pasado lunes, 14 de mayo, el curso de 4º de la ESO dimos una vuelta por Madrid con Pío Baroja y La busca. Realizamos un recorrido que empezó a eso de las nueve de la mañana en la estación de Atocha y finalizó hacia las tres y media de la tarde en la plaza de Embajadores. Fueron unas seis horas de intenso paseo (eso, sí, con descanso para un gran desayuno) en las que tuvimos la oportunidad de conocer Madrid desde un punto de vista diferente. Esto fue precisamente  una de las cosas que más nos gustó de la salida: poder conocer Madrid, nuestra ciudad, en profundidad conociendo lugares y datos que no habíamos considerado hasta ese momento. Además, pudimos irle poniendo imagen al libro de Baroja, algo que habitualmente no tenemos posibilidad de hacer, ya que fuimos recorriendo rincones que aún se conservan casi intactos desde finales del siglo XIX, desde calles a pastelerías.

Como hemos dicho, pudimos conocer mejor nuestra ciudad y visitamos espacios como la recepción del Palace, el Ateneo, el barrio donde nació San Isidro (del que nos enteramos de varios datos bastante sorprendentes…), las corralas, las casas a la malicia, las antiguas industrias del XIX y sus chimeneas, que aún se conservan como parte del patrimonio de la ciudad, …

Otra cosa que nos gustó mucho del paseo, fue el buen ambiente que se dio de principio a fin del recorrido, entre nosotros y con todas las personas que nos fuimos encontrando. Todo el mundo al que preguntamos nos ayudó y nos enseñó lo que pudo, desde la historia de la pastelería más antigua de Madrid a encendernos las luces del precioso salón de actos del Ateneo.

Por último, también nos gustaron esos momentos más “espontáneos” que nos surgieron en el paseo, como la entrada a la tienda de capas, colarnos en uno de los hoteles más lujosos del país,  ver “planear”  la Almudena sobre nuestras cabezas, el “arte de la calle” que fuimos descubriendo en los rincones más insospechados, etc.

En resumen, el lunes pasamos una mañana diferente y muy entretenida, como turistas por nuestra ciudad con La busca de Baroja como guía. Aunque pasamos bastante calor y al final terminamos bastante cansados por el recorrido que hicimos, valió la pena por las risas, lo que aprendimos… y, por supuesto, también por el desayuno… ;)

SALUDAMOS A DON PÍO
Y EMPIEZA LA BUSCA...


BUSCAMOS PUNTOS DE VISTA


BUSCAMOS LA OTRA CARA DE LOS ESPEJOS


BUSCAMOS NUESTRA IMAGEN EN LAS PALABRAS ETERNAS


BUSCAMOS LA RAÍZ DE NUESTROS PASOS


0 comentarios:

Publicar un comentario